• RSS Lo último en Madrid Progresista

  • Recomendables

  • Posts Más Vistos

  • Artículos anteriores

  • Anuncios

La justicia prevalecerá


Hoy leemos en El País que la juez de Madrid Gema Gallego ha concluido la instrucción del caso del ácido bórico con la decisión de llevar a juicio a los cuatro mandos policiales de los tres peritos que elaboraron un informe sobre dicha sustancia en el que relacionaban ETA con los atentados del 11-M, la magistrada acuerda transformar en procedimiento abreviado -trámite que marca el fin de las diligencias y supone un paso previo a la apertura del juicio oral- la investigación abierta a raíz de la denuncias que la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M y la plataforma España y Libertad presentaron contra los superiores de los tres peritos.
La juez Gallego procesa así al comisario general de Policía Científica, Miguel Ángel Santano; al secretario general de la Comisaría General de la Policía Científica, Pedro Luis Mélida; al jefe de la Unidad Central de Analítica, José Andradas, y al jefe de la sección de la Unidad de Análisis, Francisco Ramírez por un delito de falsedad documental y/o de falso testimonio, y alternativamente al primero de ellos por un delito de encubrimiento.
Ante esta decisión judicial los demócratas manifestamos nuestra confianza en la justicia y respetamos la independencia del poder judicial.

El pasado lunes la magistrada anuló la imputación por falsedad que el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón hizo a los tres peritos que elaboraron el informe después de que el Juzgado decano de los de Madrid remitiera la causa a la magistrada tras haberse inhibido Garzón de la misma.
Igualmente ante esta decisión judicial los demócratas manifestamos nuestra confianza en la justicia y respetamos la independencia del poder judicial.

En su día cuando el juez Javier Gómez de Liaño instruía el llamado caso “Sogecable”, los demócratas también manifestábamos nuestra confianza en la justicia y respetábamos la independencia del poder judicial. Más tarde cuando la sala de lo penal del Tribunal Supremo condenó al juez Javier Gómez de Liaño a 15 años de inhabilitación para ejercer como magistrado como autor de un delito continuado de prevaricación (dictar resoluciones injustas a sabiendas), los demócratas seguimos en nuestra postura de manifestar nuestra confianza en la justicia y respetar la independencia del poder judicial.
Cada uno que saque su moraleja, nuestra postura seguirá siendo la confianza absoluta en la justicia y que prevalezca su independencia.

Saludos Progresistas.

Anuncios

Una respuesta

  1. Hola:

    quería hablar con el administrador de este blog.

    Un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: